Municipios

En aparente estado etílico se presentó a firmar Héctor Domínguez su acta de entrega-recepción

El acto de entrega recepción de la administración de Héctor Domínguez Rugerio, programada para las cero horas de este 31 de agosto, estuvo a punto de suspenderse debido al aparente estado etílico en que se presentó a firmar sus actas el alcalde saliente.

La penosa situación llegó al extremo, cuando la representante del Órgano de Fiscalización Superior pidió al alcalde suspender la firma de documentos, ya que Domínguez Rugerio presentaba signos de estar en aparente estado inconveniente, lo que motivó que incluso se presentara a las instalaciones de la presidencia, un médico legista para determinar el estado de salud del alcalde saliente.

Asimismo, fue necesaria la presencia de los elementos policiacos, pertenecientes a la administración que a partir de este día encabezará Gustavo Jiménez Romero, ya que en las instalaciones de la Presidencia había exceso de personas, en su mayoría respaldando las acciones del expresidente municipal.

Tal situación, y la tensa calma que se vivía en la parte alta del edificio municipal, motivó a la representante del OFS a pedir que se suspendiera la ceremonia, sin embargo el procedimiento oficial continuó, pero sin la presencia del alcalde entrante, quien prefirió retirarse del lugar ante los vergonzosos hechos.

Fue así como, en un edificio resguardado por elementos policiacos, el equipo de transición de Gustavo Jiménez culminó en la madrugada de este día, el procedimiento de recepción de los últimos documentos que respaldan las acciones de la administración de Domínguez Rugerio.

Comments are closed.